Historia de los escudos de Madrid

Historia escudos de Madrid. Elantiguomundo.com

Madrid nunca duerme, Madrid nunca se termina de conocer y Madrid nunca te deja de sorprender. Quizás parecen afirmaciones creadas por mi amor a ésta ciudad, pero sin duda son reales.

Madrid es una ciudad sin playa, sin una torre Eiffel y no es de las más antiguas de España, aun así, no lo necesita. El conjunto entero rebosa historia por cada una de sus calles y rincones; en su día capital de uno de los mayores imperios que ha conocido el hombre, finca de musulmanes y residencia de los Habsburgo y Borbones, destino de los más grandes escritores del siglo de Oro y epicentro de la Guerra de la Independencia. Aún conserva toda esta densidad cultural labrada durante tantos siglos por los madrileños, cuya fuerte personalidad ha marcado la herencia de ésta ciudad.

El artículo trata de hacer homenaje a la ciudad que me acogió con los brazos abiertos en mi infancia como a tantos otros que emigraron a ella, en Madrid siempre encontrarás el lugar al que podrás llamar hogar.

Así mismo, quiero dedicar el artículo a mi mecenas histórico y grán amigo Jose Antonio, quizás el hombre más enamorado de Madrid, quien me ha enseñado a disfrutar esta maravillosa ciudad, a ver la historia con los ojos que debe ser vista y animado a continuar aprendiendo y trabajando en difundir la Historia.


Como la mayoría de los escudos heráldicos, el de Madrid tiene un origen confuso, pero este podemos datarlo a finales del siglo XI. Se representa una piedra de pedernal  ligeramente sumergida en agua y sujeta por dos eslabones de los cuales salen chispas al roce con la piedra. El conjunto está rodeado por una cinta azulada con la leyenda en latín “Sic Gloria Labore” (Esta es la gloria del trabajo) y en su parte inferior otra palabra latina “Paratur” (Prepárate).

20-1-2015 19.1.59 10

Al escudo suele acompañarle, en castellano, el que aún es hoy en día el lema de Madrid: “Fui sobre agua edificada, mis muros de fuego son, esta es mi insignia y mi blasón”.

20-1-2015 21.1.49 2

Según la creencia popular, esta frase hace referencia a que la ciudad fue levantada sobre manantiales y en una zona con mucha cantidad de agua en el subsuelo “Fui sobre agua edificada”, y a sus primeras murallas encargadas de la defensa de la ciudad, las cuales fueron levantadas con pedernal, provocando que cuando las puntas de metal de las flechas enemigas chocasen con ella, saltasen chispas, “Mis muros de fuego son”.

El segundo escudo de Madrid lleva una osa pasante como representación de la constelación de la Osa Menor con sus siete estrellas correspondientes en el lomo del animal. Éste fue el escudo que lucieron las milicias de Madrid en la batalla de Las Navas de Tolosa, en el año 1212, campaña del rey Alfonso VIII y batalla clave en La Reconquista.

En el año 1202, el rey Alfonso VIII había concedido los fueros a la Villa de Madrid, en los cuales daba a sus habitantes la legitimidad en el disfrute de las tierras que abarcan desde la propia villa hasta la sierra, comenzando así una disputa con la iglesia

.Escudo Madrid 1212. elantiguomundo.com

Año 1222. Para ratificar el poder que tenía la iglesia y los nobles sobre las tierras circundantes a la villa, modifican el escudo dividiéndolo en cuatro cuartos; en el primero y el cuarto representan un castillo de plata sobre el fondo rojo, y en los dos restantes aparece la osa paciendo, con la intención de indicar que los pastos de Madrid, son de la nobleza.

20-1-2015 20.1.0 13

Finalmente y tras veinte años de conflicto con la iglesia, al pueblo se le otorga el derecho de caza y derecho a explotación de las zonas de árboles frutales y la iglesia se queda con las tierras y pastos que circundan el castillo y los montes.

Se adopta el escudo con las Siete estrellas de la Osa Menor y la misma osa de los anteriores escudos empinada sobre un manzano, símbolo de la victoria del pueblo de la villa y su consecución del derecho de explotación de sus tierras.

Hace pocos años, en la Casa de Campo de Madrid se han replantado los manzanos junto al río y el Puente del Rey, terrenos que en su día formaron parte de la disputa

.20-1-2015 20.1.28 12

En el año 1544, haciendo cortes en Valladolid y como agradecimiento a la ciudad en la que el emperador Carlos V se curó de las temibles fiebres de la peste, se puso en las armas de Madrid la corona real y pasó a llamarse “La coronada villa de Madrid”.

Durante la convalecencia en Madrid del emperador, se cuenta que se utilizaron brebajes hechos con madroños, planta introducida por los musulmanes en la península. De aquí puede venir la “transformación” del manzano en madroño.20-1-2015 20.1.53 14

A lo largo del siglo XVII se tomó la decisión de poner la corona sobre el escudo, aunque manteniendo su pequeño tamaño.

20-1-2015 20.1.42 153573564084_3498f6f750

En el año 1842 el escudo sufre severas modificaciones. En primer lugar, la corona pasa a tener las correctas proporciones; se añade un dragón al escudo, símbolo que segun se cree, fue encontrado al realizar un ensanche en Puerta Cerrada y el rey Felipe III decidió asociar al poderoso animal con la villa de Madrid para conceder a la ciudad un origen mitológico ligado a supervivientes de la guerra de Troya.

20-1-2015 20.1.51 16

20-1-2015 21.1.53 17

El dragón formó parte de la simbología de la ciudad durante más de 300 años, aún se puede observar en muchos elementos arquitectónicos de la ciudad, tapas de alcantarillas, etc.

Por último, se añade al escudo la corona cívica otorgada por las Cortes el 27 de diciembre de 1822 como reconocimiento al noble pueblo que se levantó contra el invasor francés.

Durante la II Republica Española (1931-1936) se mantiene el escudo pero se cambia la corona real por una corona almenada. Tras el final de la guerra se utilizará durante la dictadura de Francisco Franco la corona real de nuevo.20-1-2015 21.1.46 18

Finalmente, en el pleno del 28 de abril de 1967 se dispone el nuevo escudo que se considera que los elementos fundamentales son el oso y el madroño, las siete estrellas de plata y la corona real. Siendo eliminados del mismo el dragón y la corona cívica.

20-1-2015 21.1.11 1


-El madroño. 7 Puerta cerrada 7 “Historia de los escudos de Madrid”

Anuncios

Presentación

Hace ya más de un año que iniciamos este proyecto en Twitter, en sus comienzos simplemente creamos esa cuenta como método de aprendizaje propio y divulgación de curiosidades históricas, pero paso a paso, fuimos creciendo hasta el punto de crear un grupo con tan diversas inquietudes, que vimos necesario la creación de ésta página web para no tener las cadenas que limitan la información en Twitter.

Tras un inmenso trabajo, hemos finalizado la página web; en la parte del diseño, podéis observar en la parte izquierda los métodos de contacto y las distintas redes sociales en las cuales nos encontramos (Twitter, Facebook, Gmail y WordPress), en las cuales publicaremos a diario las efemérides históricas y divulgaremos los artículos escritos; en la parte central se encuentran, en parejas, los artículos que vamos publicando y en el apartado de la derecha hemos colocado todo lo necesario para consultar el archivo de publicaciones (Búsqueda por palabra, categorías, etiquetas y fuentes bibliográficas).

En la parte del contenido, la que realmente nos interesa, hemos tenido muchas dudas de como estructurarla y aún continuamos definiéndola, pero a rasgos generales, utilizaremos ciertas características propias para diferenciar nuestro trabajo en esta web. La variedad de materias será muy amplia (arte, mitología, biografías, numismática, viajes, etc), no obstante, tendrán siempre un contexto histórico de caracter breve y conciso, no serán artículos extensos y pesados, si no sucintos, publicados con el férreo compromiso de la veracidad histórica más absoluta, lograda a través de una fuerte investigación y contrastes bibliográficos.

Otro apartado en el contenido que deseamos destacar son los artículos sobre viajes, no serán guías de viaje convencionales (así no aportaríamos nada nuevo), serán artículos que narren la historia de cada ciudad y/o país, además, como introducción a esa historia, escribiremos sobre sus características intangibles, las sensaciones que dichas ciudades nos hicieron sentir al visitarlas y lo que a nuestros cinco sentidos resultó más notable compartir con los lectores.

Para continuar creciendo y mejorando, será muy importante vuestra implicación y colaboración, tanto para realizar críticas o sugerencias de temas, como para participar activamente escribiendo y colaborando en los artículos de la web. Para los interesados en formar parte del equipo de https://elantiguomundo.com/ podéis contactar a través de los comentarios, correo electrónicos o por cualquiera de nuestras redes sociales.

Por último os dejamos un adelanto de los temas que trataremos en próximos artículos, además, pondremos en marcha la iniciativa #HistoriaViva, en la cual cada uno trabajaremos por crear pequeños aportes en nuestra vida para divulgar la Historia y compartirlas por medio de esta etiqueta.

Esperamos que sea de vuestro agrado y de nuevo pedimos vuestra implicación e ilusión en este proyecto.

Un cordial saludo: Equipo de https://elantiguomundo.com/

22-11-2014 21.11.10 2 22-11-2014 21.11.13 1 22-11-2014 21.11.17 4 22-11-2014 21.11.17 7 22-11-2014 21.11.18 9 22-11-2014 21.11.25 6 22-11-2014 21.11.40 8 22-11-2014 21.11.43 5 22-11-2014 21.11.45 3 22-11-2014 22.11.1 16 22-11-2014 22.11.11 10 22-11-2014 22.11.17 21 22-11-2014 22.11.24 17 22-11-2014 22.11.26 12 22-11-2014 22.11.28 15 22-11-2014 22.11.33 19 22-11-2014 22.11.39 18 22-11-2014 22.11.41 14 22-11-2014 22.11.41 22 22-11-2014 22.11.42 20 22-11-2014 22.11.52 13 22-11-2014 22.11.54 11 22-11-2014 22.11.59 23 boabdil

La Alhambra

Todo en la Alhambra legitima su afamado embrujo, a sus pies, el río bordeado por el Paseo de los Tristes, tras de sí, las cumbres de Sierra Nevada, el ambiente árabe de los bajos de la ciudad e incluso el olor de azahar y musgo conforman las sensaciones que sirven de preámbulo mientras te adentras en la colina de la Sabika, expectante por traspasar la imponente Puerta de la justicia.

Cuenta una leyenda árabe, que la Alhambra fue construida a la luz de la luna, bajo las llamas de las antorchas, las cuales confirieron el color rojizo a su piel.


 

buenoMapa turístico oficial de la Alhambra. (Ampliar)

 


 

La Alhambra (“Qa’lat al-Hamra”, Castillo rojo) se sitúa en la colina granadina de la Sabika, junto al río Darro, enfrentada a la Alcazaba y al barrio del Albaicín.

Se cree que debido a su posición estratégica, podrían haber existido asentamientos anteriores a la época musulmana en el lugar que hoy ocupa la ciudadela, pero no se tiene constancia de construcciones en la colina hasta el siglo IX, cuando en el año 889 Sawwae ben Hamdun tuvo que refugiarse en la alcazaba debido a las luchas civiles que convulsionaban al califato de Córdoba.

No sería hasta el año 1238, con la llegada del primer monarca Nazarí, Muhammad I, cuando la residencia real se establecería definitivamente en el complejo de la colina de la Sabika, comenzando la primera fase importante en la construcción de la Alhambra.

Las obras comenzaron por reforzar la parte de la Alcazaba, se construyeron la Torre de la Vela y la del Homenaje, un complejo sistema, que aún se conserva en la actualidad, que le proporcionaba agua desde el río Darro, se edificaron también los almacenes y comenzó a levantarse el palacio y los recintos amurallados. Los descencientes de Muhammad I continuarían con su edificación, destacando la construcción de baños públicos y de la mezquita sobre la cual se construyó en época cristiana la iglesia de Santa María.

torreDeLaVela Torre de la Vela.

isalhbanosGBaños públicos de la Alhambra.

La más importante fase de construcción musulmana en la Alhambra, se la debemos a Yúsuf I (1333-1353) y a Muhammad V (1353-1391), quienes impulsaron importantes reformas en la Alcazaba y los palacios, ampliaciones del recinto amurallado y las torres, decoraciones en todo el complejo y la creación de las estancias más emblemáticas que conservamos en la actualidad: la Puerta de la Justicia, ampliación de los Baños, el Palacio de Comares, la Sala de la Barca y el Patio de los Leones.

granada-alhambra-p-de-la-justicia-gilhamPuerta de la justicia.

alhambra.6Palacio de Comares (Yusuf I).

patio-de-los-leones-de-la-alhambraPalacio de los Leones (Muhammad V).

Finalmente, Muhammad XII (Boabdil), último sultán nazarí, entrega la Alhambra en 1492 a los Reyes católicos, dando comienzo a la época cristiana, en la cual destaca las construcciones en la etapa de gobierno del emperador Carlos V, erigiéndose el palacio que lleva su nombre, las Habitaciones del emperador, y el Peinador de la Reina.

palacio-de-carlos-v-granadaPalacio de Carlos V.

peinadorDeLaReinaPeinador de la Reina.

A partir del siglo XVIII comienza el abandono progresivo de la fortaleza, sufriendo importantes daños durante la ocupación francesa, y no es hasta el siglo XIX cuando comienzan su reparación y restauración, que logran que actualmente podamos disfrutar de todo su esplendor pasado.

21-5-2014 21.5.39 2

La Dama de Elche

Imagen

La Dama de Elche, uno de los símbolos más importantes y sagrados del arte de la península ibérica. Majestuosa y de altiva mirada, parece enorgullecerse de ser contemplada con admiración y ser consciente de su imperecedera belleza.


Fue descubierta el cuatro de agosto de 1897 por Manuel Campello, un niño de 14 años hijo de un jornalero que se encontraba realizando trabajos en la Alcudia.

La localización y situación de la dama revelan que fue ocultada intencionadamente para su seguridad y conservación, para protegerla se construyó un semicirculo de losas para albergar la escultura y se rellenó el espacio sobrante con arena de la playa de La Marina.

Imagen

Tan solo dos semanas tras su descubrimiento, fue comprada y trasladada al museo del Louvre de París, donde pasó 42 años expuesta, hasta que en 1941, en un intercambio con el gobierno francés , el museo del Prado adquiere la escultura y regresa a España, donde su imagen fue utilizada y explotada por el régimen franquista para ensalzar los valores nacionales. Finalmente fue trasladada al museo arqueológico nacional de Madrid, donde puede visitarse en la actualidad.18-3-2015 22.3.50 2

La escultura es un busto tallado en piedra caliza procedente de la cantera local El Peligro, de una altura de de 56 centímetros y 115 de perímetro, también posee un hueco de 16 centímetros de profundidad en su parte trasera, el cual pudo albergar ofrendas o las cenizas del difunto. Varios estudios demuestran, que como era habitual en la época, la dama estaba originariamente pintada con vivos colores y oro, actualmente incluso se puede apreciar el sutil resto de pintura rojiza en sus labios, otorgándola ese hálito de vida que aún conserva.

3-6-2014 22.6.2 9

ImagenImagen

Imagen

Se calcula que fue esculpida hace aproximadamente 2500 años, pero continúa siendo un misterio si formaba parte de una escultura más grande, ya que se encuentra segmentada, y a quién representaba, una dama de la alta sociedad ibérica, una sacerdotisa, o incluso una diosa, logrando que el misterio enaltezca su belleza eternamente.

3-6-2014 18.6.50 6

Monumentos de Granada

Difícil tarea la de seleccionar únicamente cinco conjuntos monumentales de una de las ciudades con más densidad histórica y artística de España, finalmente me he decidido por La catedral, Capilla real, Monasterio de la Cartuja, El bañuelo, y el rubí de Granada, La Alhambra. Con esta selección pretendo abarcar varias épocas y etapas del arte granadino, pasando desde las etapas ziríes y nazaríes musulmanas hasta el barroco y renacimiento español.


 

-Catedral:

Imagen

Tras la conquista de la ciudad por los Reyes Católicos en el año 1492, se pone en marcha un importante programa constructivo en la ciudad, cuya obra cumbre será la catedral que mandaría construir la reina Isabel de Castilla.

Fue construida sobre los terrenos que ocupaba la antigua mezquita aljama granadina. Los inicios de su construcción y su cimentación fueron responsabilidad de Enrique Egas, maestro del gótico, que tomó como referencia la de Toledo y su planta constituida por cinco naves con capillas por todo el perímetro. Diego Siloé continúa los trabajos cambiando el estilo gótico por el renacentista, siendo el responsable de la cabecera, concebida como un gran espacio central cubierto por cúpula.

Imagen

Destacan entre los accesos la Puerta del Ecce Homo, acceso más antiguo de la catedral y La puerta del Perdón, en cuyas enjutas encontramos las figuras de la justicia y la fe y es flanqueada por los escudos de los Reyes católicos y el emperador Carlos V.

Imagen

La fachada principal es obra de Alonso Cano, realizada en 1667, concebida como un monumental arco de triunfo.

Imagen

Los expertos la consideran la joya renacentista de España, aparte de la más bella del Renacimiento fuera de Italia.


 

-Capilla real:

Se encuentra entre la Catedral, la Lonja y la iglesia del Sagrario. Su estilo es Gótico isabelino y fue mandada erigir por los reyes católicos en el año 1504 como lugar de enterramiento de sus cuerpos.

Al fallecer antes de la finalización de su construcción, sus cuerpos reposaron primero en la Alhambra.

Carlos V enterró en la capilla a sus abuelos los Reyes católicos, Felipe el hermoso y Juana la Loca, su esposa Isabel, sus hijos y la princesa maría de Portugal; posteriormente, Felipe II se llevó a casi todos al Escorial, dejando únicamente a Isabel y Fernando, Juana y Felipe y el sarcófago del infante Miguel de Portugal, nieto de los Reyes Católicos, muerto niño.

Imagen

El monumento funerario de los Reyes Católicos es obra de Fancelli, quien lo construyó en Génova con mármol de Carrara, mientras que el de Juana y Felipe es obra de Ordóñez.


Imagen

 


 

Monasterio de la Cartuja:

Imagen

Fue fundado por Gonzalo Fernández de Córdoba (El Gran Capitán) sobre un antiguo carmen árabe llamado Aynadamar (Fuente de las Lágrimas), en cumplimiento de un voto pronunciado en aquel lugar al salvar la vida tras una celada de los musulmanes.

Aunque mezcla diversos estilos, su templo, Sancta Sanctorum y Sacristía, representa una de las cumbres de la arquitectura barroca española.

La iglesia fue terminada a principios del XVII y presenta una sola nave. Su fachada, de marmol gris con dos columnas jónicas, fue realizada en 1794 por Joaquín Hermoso.

El Sancta Sanctorum se encuentra detrás del altar mayor al cual se accede por una puerta de cristales de Venecia. El antiguo sagrario que albergaba era de plata y fue arrebatado por las tropas napoleónicas. El actual, tallado en madera, data del año 1816.

La Sacristía presenta una planta rectangular rematada por una bóveda de cañón. El zócalo es de mármoles de Lanjarón y las cajoneras son obra de Manuel Vázquez, quien empleó 34 años en finalizarlas.

La Cartuja de Granada estuvo habitada hasta el año 1836, cuando con la desamortización de Mendizábal, les fueron arrebatados los terrenos a los monjes.

Sacristía:

Imagen

Cúpula del sagrario:

Imagen

Tabernáculo del Sagrario:

Imagen

 


 

El Bañuelo:

Es un hamman musulmán situado a los pies de la Alhambra, construido en la época de los ziríes en el siglo XI, de los más antiguos, importantes y completos baños árabes que se conservan en España.

Tiene una planta rectangular y muros de hormigón, cubriendo los aposentos y bóvedas de ladrillo con tragaluces octogonales y con forma de estrella.

Imagen

Las columnas sobre las que descargan los arcos tienen capiteles reutilizados de origen romano, visigodo y califal. El edificio cuenta con varias salas cubiertas, siguiendo el esquema típico de las termas romanas (agua fría, templada y caliente).

Imagen

Tras la conquista de Granada por Los Reyes Católicos, muchos de estos edificios fueron inmediatamente destruidos a causa de su fama injustificada entre los cristianos, comparable a la de los burdeles. Inmediatamente tras la conquista, se edificó sobre estos baños una casa particular, ayudando en parte a la conservación de el hamman hasta su final restauración.


 

La Alhambra:

Sin duda el mayor tesoro de Granada es la Alhambra, su frondoso abrigo arbolado, su piel granate, y sus laberínticas entrañas repletas del embrujo musulmán que le dio forma.

El próximo artículo estará dedicado exclusivamente al rubí de Granada, La Alhambra.

Imagen