Historia de los escudos de Madrid

Historia escudos de Madrid. Elantiguomundo.com

Madrid nunca duerme, Madrid nunca se termina de conocer y Madrid nunca te deja de sorprender. Quizás parecen afirmaciones creadas por mi amor a ésta ciudad, pero sin duda son reales.

Madrid es una ciudad sin playa, sin una torre Eiffel y no es de las más antiguas de España, aun así, no lo necesita. El conjunto entero rebosa historia por cada una de sus calles y rincones; en su día capital de uno de los mayores imperios que ha conocido el hombre, finca de musulmanes y residencia de los Habsburgo y Borbones, destino de los más grandes escritores del siglo de Oro y epicentro de la Guerra de la Independencia. Aún conserva toda esta densidad cultural labrada durante tantos siglos por los madrileños, cuya fuerte personalidad ha marcado la herencia de ésta ciudad.

El artículo trata de hacer homenaje a la ciudad que me acogió con los brazos abiertos en mi infancia como a tantos otros que emigraron a ella, en Madrid siempre encontrarás el lugar al que podrás llamar hogar.

Así mismo, quiero dedicar el artículo a mi mecenas histórico y grán amigo Jose Antonio, quizás el hombre más enamorado de Madrid, quien me ha enseñado a disfrutar esta maravillosa ciudad, a ver la historia con los ojos que debe ser vista y animado a continuar aprendiendo y trabajando en difundir la Historia.


Como la mayoría de los escudos heráldicos, el de Madrid tiene un origen confuso, pero este podemos datarlo a finales del siglo XI. Se representa una piedra de pedernal  ligeramente sumergida en agua y sujeta por dos eslabones de los cuales salen chispas al roce con la piedra. El conjunto está rodeado por una cinta azulada con la leyenda en latín “Sic Gloria Labore” (Esta es la gloria del trabajo) y en su parte inferior otra palabra latina “Paratur” (Prepárate).

20-1-2015 19.1.59 10

Al escudo suele acompañarle, en castellano, el que aún es hoy en día el lema de Madrid: “Fui sobre agua edificada, mis muros de fuego son, esta es mi insignia y mi blasón”.

20-1-2015 21.1.49 2

Según la creencia popular, esta frase hace referencia a que la ciudad fue levantada sobre manantiales y en una zona con mucha cantidad de agua en el subsuelo “Fui sobre agua edificada”, y a sus primeras murallas encargadas de la defensa de la ciudad, las cuales fueron levantadas con pedernal, provocando que cuando las puntas de metal de las flechas enemigas chocasen con ella, saltasen chispas, “Mis muros de fuego son”.

El segundo escudo de Madrid lleva una osa pasante como representación de la constelación de la Osa Menor con sus siete estrellas correspondientes en el lomo del animal. Éste fue el escudo que lucieron las milicias de Madrid en la batalla de Las Navas de Tolosa, en el año 1212, campaña del rey Alfonso VIII y batalla clave en La Reconquista.

En el año 1202, el rey Alfonso VIII había concedido los fueros a la Villa de Madrid, en los cuales daba a sus habitantes la legitimidad en el disfrute de las tierras que abarcan desde la propia villa hasta la sierra, comenzando así una disputa con la iglesia

.Escudo Madrid 1212. elantiguomundo.com

Año 1222. Para ratificar el poder que tenía la iglesia y los nobles sobre las tierras circundantes a la villa, modifican el escudo dividiéndolo en cuatro cuartos; en el primero y el cuarto representan un castillo de plata sobre el fondo rojo, y en los dos restantes aparece la osa paciendo, con la intención de indicar que los pastos de Madrid, son de la nobleza.

20-1-2015 20.1.0 13

Finalmente y tras veinte años de conflicto con la iglesia, al pueblo se le otorga el derecho de caza y derecho a explotación de las zonas de árboles frutales y la iglesia se queda con las tierras y pastos que circundan el castillo y los montes.

Se adopta el escudo con las Siete estrellas de la Osa Menor y la misma osa de los anteriores escudos empinada sobre un manzano, símbolo de la victoria del pueblo de la villa y su consecución del derecho de explotación de sus tierras.

Hace pocos años, en la Casa de Campo de Madrid se han replantado los manzanos junto al río y el Puente del Rey, terrenos que en su día formaron parte de la disputa

.20-1-2015 20.1.28 12

En el año 1544, haciendo cortes en Valladolid y como agradecimiento a la ciudad en la que el emperador Carlos V se curó de las temibles fiebres de la peste, se puso en las armas de Madrid la corona real y pasó a llamarse “La coronada villa de Madrid”.

Durante la convalecencia en Madrid del emperador, se cuenta que se utilizaron brebajes hechos con madroños, planta introducida por los musulmanes en la península. De aquí puede venir la “transformación” del manzano en madroño.20-1-2015 20.1.53 14

A lo largo del siglo XVII se tomó la decisión de poner la corona sobre el escudo, aunque manteniendo su pequeño tamaño.

20-1-2015 20.1.42 153573564084_3498f6f750

En el año 1842 el escudo sufre severas modificaciones. En primer lugar, la corona pasa a tener las correctas proporciones; se añade un dragón al escudo, símbolo que segun se cree, fue encontrado al realizar un ensanche en Puerta Cerrada y el rey Felipe III decidió asociar al poderoso animal con la villa de Madrid para conceder a la ciudad un origen mitológico ligado a supervivientes de la guerra de Troya.

20-1-2015 20.1.51 16

20-1-2015 21.1.53 17

El dragón formó parte de la simbología de la ciudad durante más de 300 años, aún se puede observar en muchos elementos arquitectónicos de la ciudad, tapas de alcantarillas, etc.

Por último, se añade al escudo la corona cívica otorgada por las Cortes el 27 de diciembre de 1822 como reconocimiento al noble pueblo que se levantó contra el invasor francés.

Durante la II Republica Española (1931-1936) se mantiene el escudo pero se cambia la corona real por una corona almenada. Tras el final de la guerra se utilizará durante la dictadura de Francisco Franco la corona real de nuevo.20-1-2015 21.1.46 18

Finalmente, en el pleno del 28 de abril de 1967 se dispone el nuevo escudo que se considera que los elementos fundamentales son el oso y el madroño, las siete estrellas de plata y la corona real. Siendo eliminados del mismo el dragón y la corona cívica.

20-1-2015 21.1.11 1


-El madroño. 7 Puerta cerrada 7 “Historia de los escudos de Madrid”

Anuncios

La Dama de Elche

Imagen

La Dama de Elche, uno de los símbolos más importantes y sagrados del arte de la península ibérica. Majestuosa y de altiva mirada, parece enorgullecerse de ser contemplada con admiración y ser consciente de su imperecedera belleza.


Fue descubierta el cuatro de agosto de 1897 por Manuel Campello, un niño de 14 años hijo de un jornalero que se encontraba realizando trabajos en la Alcudia.

La localización y situación de la dama revelan que fue ocultada intencionadamente para su seguridad y conservación, para protegerla se construyó un semicirculo de losas para albergar la escultura y se rellenó el espacio sobrante con arena de la playa de La Marina.

Imagen

Tan solo dos semanas tras su descubrimiento, fue comprada y trasladada al museo del Louvre de París, donde pasó 42 años expuesta, hasta que en 1941, en un intercambio con el gobierno francés , el museo del Prado adquiere la escultura y regresa a España, donde su imagen fue utilizada y explotada por el régimen franquista para ensalzar los valores nacionales. Finalmente fue trasladada al museo arqueológico nacional de Madrid, donde puede visitarse en la actualidad.18-3-2015 22.3.50 2

La escultura es un busto tallado en piedra caliza procedente de la cantera local El Peligro, de una altura de de 56 centímetros y 115 de perímetro, también posee un hueco de 16 centímetros de profundidad en su parte trasera, el cual pudo albergar ofrendas o las cenizas del difunto. Varios estudios demuestran, que como era habitual en la época, la dama estaba originariamente pintada con vivos colores y oro, actualmente incluso se puede apreciar el sutil resto de pintura rojiza en sus labios, otorgándola ese hálito de vida que aún conserva.

3-6-2014 22.6.2 9

ImagenImagen

Imagen

Se calcula que fue esculpida hace aproximadamente 2500 años, pero continúa siendo un misterio si formaba parte de una escultura más grande, ya que se encuentra segmentada, y a quién representaba, una dama de la alta sociedad ibérica, una sacerdotisa, o incluso una diosa, logrando que el misterio enaltezca su belleza eternamente.

3-6-2014 18.6.50 6